CONSERVACIÓN DE PATRIMONIO ARQUITECTÓNICO: PALAU MACAYA

21/07/2022
El Palau Macaya o también Casa Macaya está ubicado en pleno centro de Barcelona, más o menos donde el Paseo Sant Joan corta con la Avenida Diagonal.

A simple vista pasa desapercibido, por su ubicación entre altos y modernos edificios y porque el Paseo Sant Joan, por encima de la diagonal, gana una rambla en la zona central con una arboleda de plataneros que camuflan un poco más esa obra de arte arquitectónico. Pero si levantamos la cabeza y nos fijamos, observaremos una preciosa fachada, blanca, llena de ornamentos esgrafiados y detalles propios del modernismo. Josep Puig i Cadafalch proyectó este edificio para un importante industrial de la época y actualmente es propiedad de La Caixa, que, a través de la Fundación, realiza labores de divulgación social y artística.

https://macaya.caixaforum.org/es/actividades

La casa, que data del 1900, fue declarada Bien Cultural de Interés Nacional por la Generalitat de Catalunya el día 9 de enero de 1976. Otra joya que el modernismo dejó en la ciudad de Barcelona, que ahora toca conservar y preservar.
 
+
+
+
A este respecto, ya tuvimos que eliminar hace unos años un graffiti realizado con espray azul sobre la piedra del zócalo de la fachada. La piedra, que es muy porosa, no contaba en aquel entonces con ningún recubrimiento de protección antigraffiti.

Nos costó días, mucha técnica y producto químico muy especializado, conseguir eliminar todos los pigmentos que habían penetrado hasta los más profundo del material, (creando una sombra grotesca sobre la preciada fachada), pero finalmente lo conseguimos.

El departamento de IDi diseñó un sistema de eliminación exclusivo basado en la combinación de producto químico específico y una metodología de aplicación desarrollada en nuestro laboratorio de ensayo, con tiempos y procedimientos muy precisos. El objetivo era que, tras el proceso de eliminación, no quedaran ni restos de spray ni evidencias de que se había realizado una acción sobre la piedra.
 
+
fachada limpia +
piedra natural +
Tras esta costosa eliminación, no se dudó ni un momento en implementar un recubrimiento antigraffiti para evitar situaciones como la que se había producido. La unidad de Consultoría Química debía hallar un tratamiento reversible totalmente compatible con el sustrato. Esto es, sin alteración óptica, ni de textura y que permita la transpirabilidad del material.

Tratándose de Patrimonio Arquitectónico es un requisito indispensable que no se altere la estética de la obra con posibles cambios de tonalidad, por eso los sistemas reversibles son los más adecuados. Hay que ser muy preciso y conocer bien el mercado de los recubrimientos para poder hacer una prescripción 100% ajustada.

Con este tipo de recubrimiento, las posibles agresiones graffiti se podrán solucionar con eliminadores específicos y agua a una presión controlada.

La formulación del recubrimiento es a base de componentes orgánicos, libre de partículas nocivas tanto para el ser humano como para el medioambiente.
 
+
+
+